No se si fueron los ojos.
No se si se escondió.
No se si el pelo lo resguardó.
No se si fueron las palabras.
No se si fueron los gestos.
No se si fue como caminó.
No se si fueron las manos.
No se si fueron las piernas.
No se si fueron los labios
No se si fue la cadera.
Solo sé que la hechicera.
Me dió mucho en quien pensar.

Río Cuarto 11/12/2006

Anuncios